¿NOS ESTÁ PASANDO ALGO GRAVÍSIMO, O ACASO NOS ESTAMOS PONIENDO EN EVIDENCIA?

¡Mis pelotas acaban de estallar!. Y por favor, no me venga con “la franela” de: “¡dale Rich, no dejes de escribir con ese par de pelotas que te caracterizan!”. Ocurre que como le dije desde el vamos, esas pelotas con las que he procurado “despertarle” y “despertar su dignidad”, acaban de estallar. ¡Ahora resulta que la señora Ministro de Seguridad a la que prefiero no mencionar por su nombre y apellido, ha dispuesto que LOS TRAVESTIS puedan incorporarse a las policías y fuerzas de seguridad, vistiendo el uniforme “femenino”. La señora Ministro de Seguridad, cuando cumplía funciones de Ministro de Defensa, se encargó de desguazar, y de hecho eliminar a todo aquel que había abrazado la carrera militar, en cualquiera de sus fuerzas, con verdadero sentido vocacional. Lo mismo hizo y sigue haciendo con las policías y fuerzas de seguridad, a las que pretende incorporarles el ingrediente que además les ridiculice, y conviertan en el hazme reir de sus similares del planeta. En todo caso, señora Ministro, si no se “la atan a una de las piernas, no estaría de más, que “la verga” les asome por debajo de las polleras. Por supuesto que no se trata de “un grano que le salió al Gobierno”; ya lo dijo La Señora, no existe medida que se tome sin  su consentimiento. Esta mujer, o éstas mujeres, son un grano infectocontagioso que nos ha salido a todos los argentinos. Pero para que ello ocurra, en este caso, es necesario el contar con la complacencia de los infectados. De ahí, EL TÍTULO.

Por otra parte y como ya le dijera en su momento, pronto estará o ya se encuentra en tratamiento en el Congreso, una ley que le va a permitir adoptar a cualquier cristiano y no cristiano, el sexo con el que se sienta más identificado. Dicho de otro modo señora; dicho de otro modo señor, en más Uds. no podrán decir “acabamos de tener una nena”. Deberán limitarse a decir, “acabamos de tener un ente asexuado quien cuando cumpla la mayoría de edad, decidirá si debemos llamarle Carlitos o Carla, ¿comprende?. ¡Por supuesto que comprende, pero como Ud., están tanto o más enfermo que esta manga de legisladores de mierda, siquiera moverá un dedo para evitar lo que será la más patética denigración a la que pueda ser sometido un ser humano; en éste caso, su hijo o su hija….o “su”, entre signos de interrogación. Olvídese entonces señora, olvídese señor, de estar tan pendiente de esa ecografía capaz de descubrir el sexo genérico de ese engendro que traerán al mundo.

¡Vea!; en lo personal, debo decirle que no me cabe semejante chance. Si debo confesarle, teniendo hijos y una nieta, que mucho me costará en más mirarles a la cara; la cara de un padre o de un abuelo, que siquiera tuvo los cojones de impedir a riesgo de lo que fuera, semejante humillación.

Me he convertido en un Eunuco espontáneo, y para colmo, sin reina a la que proteger. Buá; para mejor decir, la reina la tenemos, solo que no formo ni formaría parte de su entorno.

Me quedé corto; nobleza obliga, y entonces debo reconocerlo. Sabía que venían por todo, pero jamás imaginé que “ese todo” incluía nuestra propia identidad. ¡Soy hombre carajo, y a toda honra!; ocurre que hombre masculino me parieron mis viejos; ocurre que fui el fruto más deseado y amado, por parte de dos seres humanos de distintos sexos, luego de haber consumado el acto más sublime de amor. ¡Estoy atolondrado, y seguramente me exprese de manera atolondrada. ¡Bánqueme o deje de leerme; la opción es suya!. ¡Todavía le queda alguna opción por tomar!. ¡Agárreselas conmigo si gusta!. ¡Acá me tiene con nombre y apellido, dispuesto a enfrentarme a quien sea o a lo que sea!. De todas maneras, estoy a punto de convertirme en un nuevo Muerto Vivo; uno más de los tantos millones que habitamos en una Gloriosa Argentina, hoy convertida en una verdadera “letrina”.

Me han dejado sin PATRIA, toda vez que el acto de la parición, se ha convertido o está a punto de convertirse, en la muestra “in límite” del bochorno.

Ricardo Jorge Pareja

parejaricardo@hotmail.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.