C8MUNA MUGRE

C8MUNA MUGRE

Lugano, Soldati y Riachuelo, los barrios más sucios de Buenos Aires.


El dato indiscutible y comprobado por distintas organizaciones no gubernamentales es que la comuna 8 es LA MÁS SUCIA DE TODAS LAS COMUNAS PORTEÑAS y que tiene EL PEOR SERVICIO DE HIGIENE. Para el gobierno de la ciudad somos “zona testigo” ¿Y qué significa esto? ¿Testigos que todo es una mugre?


¡Manos a la obra! por nuestros LANI y Martes.

Contenedores: escasos y rotos. La mayoría volcados y sucios siempre porque los camiones de la municipalidad no poseen el equipo para lavarlos como en otros barrios y la frecuencia de levantado de la basura es un misterio.

Recolectores: pasan a cualquier hora, menos en los horarios nocturnos -como debiese ser-. Como tienen que cumplir un recorrido no se llevan siempre toda la basura, de manera que dejan “muestras gratis” para el otro día. Ahora; ¿no podría agregar más camiones? Eso sí: cobran de lo lindo.

Calles: son un asco. Sucias y malolientes por las bolsas que quedan de un día para el otro. Antes se hablaba de esquinas inmundas justificando el perfume por la proximidad de alguna villa. Hoy basta con pararse en Guaminí y Chilavert o Murguiondo y Coronel Sayos para ver que la mugre es democrática.

¿Y NOSOTROS QUÉ HACEMOS?

Podemos colaborar y mucho para cambiar el estado actual de las cosas pero para ello es prioritario educar a la gente.

Hay que multar a los vecinos que tiran la basura a la calle a cualquier hora y en cualquier ocasión.

Hay que aumentar la frecuencia de la recolección de residuos (y cambiar a los horarios nocturnos como siempre se hizo), tener más barrenderos, contenedores y cestos y, por último, solucionar el problema de los cartoneros.

¿Por qué no empezar con la mugrienta vecina de los departamentos de la esquina de Chilavert y Montiel (sobre la juguetería), que cuando se le ocurre tira sus desperdicios por la ventana a cualquier hora del día sin importarle un coño quién pase por debajo?

¿Y los comuneros? Ellos solos no podrán hacer nada. Nosotros debemos ponernos a su lado y dar una buena mano. Y si mañana vemos que solo están para cobrar el sueldo, en la próxima no los votemos y chau.

De nosotros depende.

Víctor Del Vento

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.