Taser: «Es un arma para disuadir al delincuente»

Taser: «Es un arma para disuadir al delincuente»

Siguiendo los lineamientos del Gobierno de la Nación, Horacio Rodríguez Larreta, jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, anunció la utilización de las pistolas Taser y el reconocimiento facial de pasajeros desde marzo.

Su aplicación también se había discutida en 2010 para la Policía Metropolitana, pero la Justicia porteña terminó prohibiéndolas. Sin embargo, el fallo fue revocado por el Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad durante 2015.

A partir de la nueva decisión, Martín Durán, especialista en seguridad presidencial, gubernamental y corporativa, diferenció las armas convencionales de las no letales, cuya aplicación tiene sus limitaciones. «El policía tiene que estar entre 4 y 8 metros, el alcance de los cables que saldrán de los arpones», expuso entre otras cuestiones.

«Bien utilizada un arma eléctrica, le estamos dando una segunda oportunidad a la persona que está recibiendo la descarga», teniendo en cuenta que provoca «una contracción muscular, cae al piso y puede ser reducida para que deponga el daño que está provocando», explicó.

En cambio, las armas convencionales pueden generar «daños permanentes o irreversibles, incluso pérdida de la vida» y además de los daños colaterales que conllevan en un ambiente de «saturación de personas».

Si bien no descartó los perjuicios para ciudadanos con contraindicaciones, Durán destacó que no hay semejanzas entre las Taser y las picanas. «Es un arma para disuadir al delincuente. Por supuesto, si uno le da un mal uso se transforma en algo para lo que no fue fabricado», aseveró.

En este marco, señaló que 127 países implementaron las pistolas no letales y «tuvieron una tasa muy baja» de mortalidad. De hecho, calculó que murieron cerca de 500 estadounidenses en seis años, aunque habría que evaluar cada caso para sacar una estadística. Además, los efectivos poseen los dos armamentos: «Si la persona tiene un cuchillo le disparan con una Taser. Ahora si es una salidera bancaria y los delincuentes están con fusiles automáticos, sacan la convencional», manifestó.

De todos modos, recalcó que otra alternativa para disminuir la inseguridad es la implementación de tecnologías de prevención y seguimiento: cámaras de seguridad, software biométricos, reconocimiento de patentes y facial, entre otros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.