ILLIA NO TIENE INODORO

Jorge LaPata

por Jorge Lapata

Pocas cosas a nos los argentos nos sorprenden en esta viña sojizada del señor, pero cómo debe ser; siempre hay lugar para un quilombete más.

Hete aquí que a punto ya de inaugurar el Tren Bala (siempre y cuando Carlitos Balá pueda sacar el registro en el C.G.P. 8), los usuarios de las líneas que transitan nuestra geografía, siguen sufriendo las inversiones hechas por los concesionarios desde que Carlos I (y el único; ojala) entregó el rosquete.

En este caso se trata de la futurística línea Belgrano Sur y sus ramales a González Catán y a Marinos del Crucero Gral. Belgrano, que dada la alta velocidad de sus trencitos, consideró inútil dotar a la estación Humberto Illia de baños para damas y caballeros, que; da la casualidad son sus pasajeros.

Don Humberto fue un hombre sencillo, humilde y decente si lo hubo, por lo que uno se pregunta cómo aceptó ser Presidente. En fin, cuestiones aparte, si algo lo caracterizó fue su extraña manía de vivir sólo con lo que su sueldo le permitía y por ello para todo su mandato utilizó sólo seis trajes.

La línea Belgrano Sur, en tren (¡Chan!) de homenaje a este prohombre, se dijo, ¿para que hacer baños en una estación que lleva el nombre de un ser tan modesto, tan ascético? Y así, hoy, los pasajeros tienen dos opciones; o se mean encima o se llevan un Tupper. Entre dichos pasajeros hay trabajadores del Parque Roca, Indoamericano, Espacios Verdes, Ente de Higiene Urbana y de otros organismos del Gobierno de la Ciudad. Pero estos son sólo algunos de los que se están movilizando. Juntan firmas (además de orines) y ya tienen una bonita presentación para la empresa y si no les dan bola seguirán con la Defensoría del Pueblo, o donde se los escuche en este justo reclamo.

Así mismo. quienes iniciaron este RECLAMO RACIONAL, agradecen sobremanera a Raúl Gaitán, -quién es el Administrador del Parque Roca (visítenlo que está de primera)-, ya que les permitió algo poco usual (dado el nulo compromiso de los funcionarios de hoy día) y que no es poca cosa: usar de domicilio de todas las denuncias, la dirección del Parque.

¿Cómo seguirá? Esperando una respuesta que tal vez llegue… o no. Lo cierto es que la gente empieza a darse cuenta que si paga por el pasaje lo menos que puede esperar es dignidad; a bordo o en tierra. Pero eso: dignidad.

Y a los Directivos de la línea Belgrano Sur, para mostrarles que somos parte de la solución y no del meollo, les ofrecemos un rápido arreglo; cuándo quieran nos llaman y vamos a sus oficinas a traernos vuestros sanitarios, seguramente bonitos y al tono……

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.